Noticias

Dr. Jekyll & Mr. Hyde

19 Feb , 2018  

Liga Euskal Herria Juvenil Masculina

Fase II Jornada 3: CW Donostia (10) – Leioa WLB (11)

2 – 3 | 0 – 5 | 4 – 0 | 4 – 3

Oier Mujika, Asier de Santos (2), Iñigo Mate (3), Jon A. Villaverde (2), Erik Pérez, Xabier Aranzábal, Asier Zabaleta(1), Ander Iñarra (2), Julen Espila, Julen Pazos, Jokin Soroa, Aitor Zaldua, Imanol Arruabarrena.

Superioridades: 4/7
Inferioridades: 1/4
Penaltis a favor: 1/1
Penaltis en contra: 0/0

El pasado sábado, el equipo juvenil masculino disputo la tercera jornada de la fase final de la Liga Euskal Herria de la categoría. En un partido tremendamente irregular, como ya nos tienen acostumbrados esta temporada, nuestros chicos salieron derrotados por la mínima de su enfrentamiento con Leioa WLB, que si bien no dominó el juego, puso en el agua todo lo que tenía y más para sacar un buen resultado. El choque se puede dividir en dos partes, tanto para un conjunto como par el otro. Por parte de los vizcaínos, una primera mitad de partido muy intensa donde se entregaron a fondo en cada acción, teniendo como recompensa un parcial de 0 – 5 en el segundo cuarto. Con el cambio de campo, el sobresfuerzo les pasó factura y dieron un bajón físico importante, no midieron bien su intensidad para un campo de 28 metros de línea a línea, manteniéndose en el choque más por nuestros errores que por sus propios aciertos (que también los tuvieron). Por nuestro lado, dos primeros cuartos para olvidar, apáticos por momentos, desesperados casi siempre. En la segunda mitad, reacción y despliegue imperial. Literalmente, noqueamos a los visitantes en la tercera parte, devolviéndoles el golpe de la segunda (parcial de 4 – 0). En el último, si bien los leizotarras empezaron respondiendo, les vino muy bien el descanso de dos minutos, los últimos cuatro minutos fueron nuestros. Por desgracia, nos faltó rematar. En resumen, es una verdadera lástima que no nos hayamos creído que podemos hacer algo interesante en esta fase final. Que estar en ella ya es un premio, desde luego (nadie esperaba nuestra presencia). Que podríamos rendir a más nivel, sin ninguna duda. Nos hemos conformado y estamos empezando a arrepentirnos. ¿Y si hubiéramos….? Mal asunto cuando ese tiempo de preguntas te rondan la cabeza. ¿Solución? Cambiar el “chip” y creernos, de verdad, que podemos dar guerra. A seguir trabajando duro día a día. Enhorabuena por el esfuerzo.


Comments are closed.