Noticias

Demasiado castigo

28 Ene , 2017  

Liga Euskal Herria Sénior Masculina

Jornada 12: CW Donostia (7) – WP 9802 (12)

1 – 1 | 2 – 3 | 2 – 4 | 2 – 4

Antoxon Gracenea, Asier de Santos (1), Asier Zabaleta, Javier Zulaica, Daniel Zulaica (1), Nahuel Gutiérrez, Aitor Zabaleta (2), Íñigo Antín, Xabier González, Asier Agrelo, Iñaki Fedz. de Gorostiza (2), Aritz Alfonso (1).

Superioridades: 1/5
Inferioridades: 3/6
Penaltis a favor: 0/0
Penaltis en contra: 1/1

Este sábado, el equipo sénior masculino disputó ante el WP 9802 en las Piscinas Paco Yoldi la primera jornada de la segunda vuelta de la Liga Euskal Herria de Primera División Masculina. Es decir, nuestros jugadores recibían al flamante campeón de copa y segundo clasificado. Aunque este hecho podría haber hecho que nos amilanáramos, nada más lejos de la realidad. Desde el primer instante, quedó claro que íbamos a pelear el partido sin tregua. Prueba de ello es el gran primer cuarto que realizamos. Muy serios en defensa, cerrando bien las transiciones y muy activos en el juego posicional, sólo concedimos un gol a nuestro oponente. En ataque, si bien no materializamos, la producción de situaciones era más que aceptable. Misma dinámica en el segundo parcial. Mucha intensidad en defensa y buenas ideas en ataque. De hecho, durante los siete minutos que duró el tiempo aguantamos sin pestañear las embestidas de nuestro rival. Sólo un pequeño desajuste en la última defensa propició que nos fuéramos al descanso un gol abajo (3 – 4). Por desgracia, todas esas buenas sensaciones se desvanecieron en los tres primeros minutos del tercer periodo. Encajamos gol en la primera jugada y dos inferioridades numéricas hacen el resto. Sin casi darnos cuenta, estábamos cuatro tantos abajo (3 – 7). Sin embargo, no se bajaron los brazos y se peleó hasta el final para dejar el marcador en un “menos malo” 5 – 8. En el último parcial, si bien se intentó con ímpetu y se puso todo y más, otro parcial inicial de 0 – 2 ponía el choque francamente complicados (5 – 10). Más si cabe cuando estuvimos casi cinco minutos sin ver portería. En los instantes finales, otro intercambio rápido de golpes que dejó el luminoso en un poco agradecido 7 – 12. Desde nuestro punto de vista, demasiado castigo para lo propuesto por ambas escuadras. Parece que tenemos un “techo de cristal” que no somos capaces de romper. Sin duda, una de las causas, con medio campeonato ya disputado, es la falta de gol. La baja capacidad anotadora es nuestro tendón de Aquiles. Aunque cada vez producimos más y mejor, seguimos estancados en unos registros muy bajos (7 goles por partido de media). Por tanto, cuando la defensa no es casi perfecta (dejar al rival por debajo de los seis tantos), estamos condenados a perder el partido. Mención especial para el bajo porcentaje de acierto en las superioridades numéricas. En el duelo de hoy, el 20%. La media, sobre el 30%. Una verdadera lástima, ya que se trabaja duro para generarlas. En definitiva, tendremos que seguir esforzándonos al máximo para alcanzar ese “plus” que necesitamos. Nada de rendirse. Enhorabuena por el esfuerzo.


Comments are closed.